Con Notable Ahora A control El futuro joven Futuro joven Incumbencias personales y colectivas

BRASIL

Damos por descontado que la Wikipedia es ahora mismo una de las riquezas estimables en las que puede beber el ser humano de hoy para tramitarse de forma consistente en lo que reclaman y permiten las realidades y volatilidades actuales, y que en este sentido concierne elegir adecuadamente los referentes álgidos y sintomáticos que conviene hacer prioritarios en el orden de atenciones de las que en modo alguno hace buena integral, desentenderse

En este sentido, semeja de primera necesidad (o conveniencia), fijar nuestras atenciones en Brasil, y lo que Brasil declina. Y ciertamente siendo (y pareciéndonos muy bueno) el tema tal y como en su integridad la Wikipedia ofrece a los lectores, no es menos cierto que tal cual, se nos antoja de mayor incumbencia a eruditos. Entendiendo asimismo de utilidad edición que extraída del mismo -y mencionándolo - lo ponga a la vista - y subrayándolo- en visión rápida y para lo determinante que estos momentos no se puede olvidar vaya a ser para la toma de posturas decididas en el objetivo de no dejarse arrinconar por artificios contables y de olvido del mundo de las personas.

De la máxima significación lo que del joven, emergente y muy vivo Brasil, con la dosis crítica de utopía en la entraña, deba hacer fructificar humana condición recobrada para la rotundidad, y congruencia psíquica proyectada hacia óptimos generales, que el mundo buitre y neoliberal, cree estar dominando y tener controlado. (Para indolencia, mundo rebaño y manejo estadístico y momificado de humanidad mortecina,y estratificada en trauma y frustración capital). Como si no hubiera otra opción que la de dejarse ir. Hasta negarse humanamente por completo. En este sentido hacemos un recorrido por el minucioso desarrollo del tema Brasil más ligero y de fácil enganche sobre la marcha que en la más valiosa versión al detalle y erudición que en episodios a consultar concierne. Nos parece del caso los resalidos que ahora mismo semejen de natural y sencillo enhebrado e identificación

Brasil, oficialmente República Federativa del Brasil es un país soberano de América del Sur .Es el quinto país más grande del mundo en área total. Tiene frontera con todos los países de América del Sur, excepto Ecuador y Chile. Gracias a su vegetación y al clima, es uno de los países con más especies de animales en el mundo.

El territorio brasileño fue el segmento del continente americano que correspondió al reino de Portugal, del cual obtuvo su independencia el 7 de septiembre de 1822. Así, el país pasó de ser parte central del reino de Portugal a un imperio para finalmente convertirse en una república. Su primera capital fue Salvador de Bahía, que fue sustituida por Río de Janeiro hasta que se construyó una nueva capital, Brasilia. Su constitución actual, formulada en 1988, define a Brasil como una república federativa presidencialista.
A pesar de que sus más de 208 millones de habitantes hacen de Brasil el sexto país más poblado del mundo, presenta un bajo índice de densidad poblacional. Esto se debe a que la mayor parte de la población se concentra a lo largo del litoral, mientras que el interior del territorio aún está marcado por enormes vacíos demográficos. El idioma oficial y el más hablado es el portugués, que lo hace el mayor país lusófono del mundo. Por su parte, la religión con más seguidores es el catolicismo, siendo el país con mayor número de católicos nominales también del mundo. La sociedad brasileña es considerada una sociedad multiétnica al estar formada por descendientes de europeos, indígenas, africanos y asiáticos.
La economía brasileña es la mayor de América Latina y del hemisferio sur, la sexta mayor del mundo por PIB nominal y la séptima mayor por paridad del poder adquisitivo (PPC). Es considerado una economía de renta media-alta por el Banco Mundial y un país recientemente industrializado, que tiene la mayor proporción de riqueza global de América Latina debido al abundante petróleo y diversos minerales encontrados fácilmente en el país. En 2016, el 10% más rico posee 55% del ingreso nacional. Como potencia regional y media, la nación tiene reconocimiento e influencia internacional, siendo que también es clasificada como una potencia global emergente y como una potencial superpotencia por varios analistas
El país es miembro fundador de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), G20, Comunidad de Países de Lengua Portuguesa (CPLP), Unión Latina, Organización de los Estados Americanos (OEA), Organización de los Estados iberoamericanos (OEI), Mercado Común del Sur (Mercosur) y de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur), además de ser uno de los países BRIC.

La gran extensión territorial de Brasil comprende diferentes ecosistemas, como la Amazonia, reconocida por albergar la mayor diversidad biológica en el mundo, la Mata Atlántica y el Cerrado, que también sustentan una gran biodiversidad, por los cuales Brasil es clasificado como un país megadiverso.
La rica vida silvestre de Brasil refleja la variedad de hábitats naturales. Los científicos estiman que el número total de especies vegetales y animales en Brasil es de aproximadamente cuatro millones. Dentro de los grandes mamíferos brasileños se incluye a pumas, jaguares, ocelotes, zorros vinagre, zorros, coyameles, tapires, osos hormigueros, perezosos, zarigüeyas y armadillos. Los venados son abundantes en el sur y muchas especies de platyrrhini pueden ser encontradas en la selva tropical del Norte Según datos de 1993, Brasil albergaba entonces 69 de las 244 especies de primates conocidas en el planeta. La preocupación por el medio ambiente creció en respuesta al interés mundial en las cuestiones ambientales
El patrimonio natural de Brasil está seriamente amenazado por la ganadería, la agricultura, la explotación forestal, la minería, el reasentamiento, la extracción de petróleo y gas natural, la sobrepesca, el comercio de especies salvajes, las presas e infraestructura, la contaminación del agua, el cambio climático, el fuego y las especies invasoras. En muchas áreas del país, el ambiente natural está amenazado por el desarrollo urbano. La construcción de carreteras en medio de la vegetación, tales como la BR-230 y la BR-163, abrieron áreas anteriormente aisladas a la agricultura y al comercio; las presas inundaron valles y hábitats salvajes y las minas crearon cicatrices en la tierra que alteraron el paisaje.
Energía:
Energía
Política energética de Brasil
Programa nuclear conjunto de Brasil y Argentina

Plataforma petrolífera P-51 de la paraestatal brasileña Petrobras. Desde 2006 el país es autosuficiente en la producción de petróleo
Brasil es el décimo consumidor más importante de energía del planeta y el tercero más grande del hemisferio occidental, detrás de Estados Unidos y Canadá. La generación de energía está basada en fuentes renovables, sobre todo la energía hidroeléctrica y el etanol, así como de fuentes no renovables de energía, como el petróleo y el gas natural
A lo largo de las últimas tres décadas Brasil ha trabajado para crear una alternativa viable a la gasolina. El programa Pró-álcool tuvo su origen en la década de 1970 en respuesta a la inestabilidad de los precios del petróleo, aprovechando las ganancias intermitentes. De cualquier forma, la mayoría de los brasileños utiliza los llamados «vehículos de combustible flexible», que funcionan con etanol o gasolina, permitiendo al consumidor abastecerse con la opción más barata en el momento, muchas veces el etanol
Los países con un gran índice de consumo de combustible como India y China están siguiendo el progreso de Brasil en esta área Sumado a lo anterior, países como Japón y Suecia están importando etanol brasileño para ayudar a cumplir sus obligaciones ambientales estipuladas en el Protocolo de Kioto
Brasil posee la segunda reserva de petróleo bruto más grande de América del Sur y es uno de los productores de petróleo que más aumentaron su producción en los últimos años. El país también es uno de los productores de energía hidroeléctrica más importantes del mundo. De su capacidad total de generación de electricidad, que corresponde a más de 106 000 MW, la energía hídrica es responsable de alrededor del 74 %.Por su parte, la energía nuclear representa cerca del 3 % de la producción energética Como lo demuestran las grandes reservas descubiertas en la Cuenca de Santos, Brasil puede transformarse en una potencia mundial en la producción de petróleo.
La constitución establece la libertad de culto y la separación Iglesia-Estado, haciendo de Brasil un Estado oficialmente laico.La legislación prohíbe cualquier tipo de intolerancia religiosa,
Educación

Universidad Federal de Paraná, una de las universidades más antiguas del país, fundada en 1912.
La Constitución Federal y la Ley de Directrices y Bases de la Educación Nacional (LDB) determinan que el gobierno federal, los estados o Distrito Federal y los municipios deben gestionar y organizar sus respectivos sistemas de enseñanza. Cada uno de estos sistemas de educación pública es responsable de su propia manutención, que genere fondos, o bien, los mecanismos y fuentes de recursos financieros. La nueva constitución reserva el 25 % del presupuesto del Estado y 18 % de los impuestos federales y tasas municipales para la educación

La educación superior comienza con la graduación de la escuela secundaria, que puede ofrecer opciones de especialización en diferentes carreras académicas o profesionales. Dependiendo de la escuela, los estudiantes pueden mejorar sus antecedentes escolares con cursos de posgrado Stricto sensu o Lato sensu Para asistir a una institución de educación superior es obligatorio, por la Ley de Directrices y Bases de la Educación, concluir todos los niveles de enseñanza de educación preescolar, básica y media,
Salud

El Hospital Albert Einstein de São Paulo es una de las unidades de salud más conocidas en Brasil.
El sistema de salud pública brasileño —Sistema Único de Saúde— es administrado por todos los niveles del gobierno, mientras que los sistemas de salud privados cumplen un papel complementario. Los servicios de salud pública son universales, ya que se ofrecen a todos los brasileños residentes de manera gratuita. No obstante, la construcción y mantenimiento de centros de salud y hospitales se financia con los impuestos, de modo que el país gasta anualmente cerca del 9 % de su PIB en gastos de salud En 2009, en el territorio brasileño existían 1,72 médicos y 2,4 camas de hospitales por cada 1000 habitantes
Pese a todos los progresos realizados desde el establecimiento del sistema de salud universal en 1988, aún existen varios problemas en la salud pública de Brasil. En 2006, entre los principales puntos a resolver se encontraban las elevadas tasas de mortalidad infantil (2,51 %) y materna (73,1 muertes por cada 1000 nacimientos). El número de muertes por enfermedades no transmisibles como las enfermedades cardiovasculares (151,7 muertes por cada 100 000 habitantes) y el cáncer (72,7 muertes por cada 100 000 habitantes) también tienen un impacto considerable en la salud de la población brasileña. Finalmente, algunos factores externos pero prevenibles como los accidentes automovilísticos, la violencia y el suicidio provocaban el 14,9 % de todos los decesos en el país.

Cultura

La estatua del Cristo Redentor en Río de Janeiro se ha convertido en un símbolo de hospitalidad de la ciudad y de Brasil en el resto del mundo.
Artículo principal: Cultura de Brasil
La cultura de Brasil es el resultado de la mezcla de las tradiciones y costumbres propias de los tres grupos que dieron forma a la identidad nacional actual: los amerindios nativos, los colonizadores portugueses y los inmigrantes africanos y europeos. La base de la cultura brasileña se deriva de la cultura portuguesa, a causa de sus fuertes lazos con el Imperio colonial portugués. Entre la herencia cultural portuguesa aún presente en el país se encuentran el idioma portugués, el catolicismo y los estilos arquitectónicos coloniales.330 De manera similar, aún persisten algunos rasgos culturales que fueron fuertemente influenciados por las tradiciones y costumbres africanas, indígenas y de otros países europeos. Algunos aspectos específicos o regionales de su cultura y arte también fueron influenciados por las contribuciones de los italianos, alemanes y otros inmigrantes europeos que llegaron en gran número a las regiones Sur y Sudeste. Los amerindios influenciaron el idioma y la gastronomía del país, mientras que los africanos también dejaron su marca en la música, la danza y la religión.

Arte
Artículos principales: Arte de Brasil, Cine de Brasil, Música de Brasil, Arquitectura de Brasil y Literatura de Brasil.

Machado de Assis, poeta romántico, cuyo trabajo se extiende por casi todos los géneros literarios y es considerado como el mejor escritor brasileño
El arte brasileño se desarrolló en diferentes estilos que varían del barroco —el estilo predominante en Brasil antes del inicio del siglo XIX—pasando por el romanticismo, modernismo, expresionismo, cubismo, surrealismo hasta el abstraccionismo. Sin embargo, los primeros ejemplos de arte en Brasil son las pinturas rupestres en el parque nacional de la Sierra de Capivara, que datan de hace 15 000 años De la época prehispánica solo se han recuperado pequeñas piezas de cerámica y tallas de piedra como principales manifestaciones artísticas. Más tarde, durante la época colonial, el barroco fue el movimiento artístico más influyente en el arte brasileño, como lo evidencian las pinturas, esculturas y edificios hechos en esta etapa
Poco antes de la independencia nacional se fundó la Academia Imperial de Bellas Artes, donde décadas más tarde surgió el principal movimiento artístico del siglo XIX en el país, el romanticismo brasileño. Durante este periodo el arte académico alcanzó su «edad de oro», con representantes como Victor Meirelles y Pedro Américo, los cuales crearon un movimiento con características particulares que lo distinguían de su contraparte europea En 1922 se celebró la «Semana de Arte Moderno» en São Paulo, acontecimiento que marcó el inicio del modernismo brasileño. Artistas como Anita Malfatti, Tarsila do Amaral, Emiliano Di Calvacanti, Vicente do Rego Monteiro, Victor Brecheret, Cândido Portinari y Oscar Niemeyer fueron algunos de los principales exponentes de este movimiento, al mismo tiempo que ayudaron al desarrollo y promoción de las artes en Brasil

La catedral de Brasilia, diseñada por el arquitecto brasileño Oscar Niemeyer, fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 1987.

Tom Jobim y Chico Buarque, 1968. Archivo Nacional del Brasil.
El cine brasileño se remonta al propio nacimiento de este arte a finales del siglo XIX; en los últimos años ha ido creciendo un nuevo reconocimiento internacional hacia sus producciones Varias películas brasileñas han obtenido el reconocimiento de la crítica internacional y han ganado algunos de los premios más importantes en su categoría. Por ejemplo, Ônibus 174 (de José Padilha) es la película extranjera con mejores críticas en Estados Unidos de acuerdo con Rotten Tomatoes. El pagador de promesas (de Anselmo Duarte) ganó la Palma de Oro en el Festival de Cannes. Ciudad de Dios (de Fernando Meirelles) fue seleccionada por la revista Time como una de las 100 mejores películas de todos los tiempos, entre otros.
Por el contrario, aunque el teatro fue introducido al país por los jesuitas desde la época de la colonización, este arte no generó interés en el público brasileño hasta el siglo XIX. Sin embargo, durante las dictaduras del siglo XX el teatro fue objeto de censura del gobierno, limitando la cantidad y género de obras que podían ser exhibidas en el país. Con la caída del último régimen militar, varios actores brasileños se han destacado a nivel internacional en el campo de la actuación, como Gerald Thomas, Ulysses Cruz, etc.
La música brasileña engloba varios estilos regionales influenciados por formas africanas, europeas y amerindias. Con el paso del tiempo, la música nacional se desarrolló en muchos estilos diferentes, entre los que destacan samba, música popular del Brasil, choro, sertanejo, brega, forró, frevo, maracatu, bossa nova, rock brasileño y axé. Muchas de las obras de compositores brasileños han alcanzado el reconocimiento internacional, siendo Antônio Carlos Jobim, Heitor Villa-Lobos, Pixinguinha y Hermeto Pascoal algunos de los músicos mejor conocidos en el extranjero.
La literatura brasileña surgió a partir de la actividad literaria incentivada por los jesuitas después del descubrimiento de Brasil en el siglo XVI Aunque en un comienzo se encontraba bastante ligada a la literatura portuguesa, con el paso del tiempo fue ganando independencia y para el siglo XIX fue influenciada por movimientos como el romanticismo y el realismo. La literatura de Brasil alcanzó su apogeo en 1922 con la Semana de Arte Moderno, que se caracterizó por la ruptura definitiva con las obras de otros países, dando lugar a la formación —a partir del modernismo y sus primeras generaciones— de sus propias escuelas de escritores verdaderamente independientes. De esta época datan muchos de los escritores brasileños más destacados, tales como Manuel Bandeira, Carlos Drummond de Andrade, João Guimarães Rosa, Clarice Lispector y Cecília Meireles.


En estos momentos hay la percepción exterior de que a la Amazonia, intereses bastardos le están plantando fuego por los cuatro costados. Y reverdeciendo la vieja cuestión: ¿Qué es local? ¿Qué es Nacional? ¿Y qué es , de interés sencillamente humano? En el mundo de las personas qué es y qué debe influirnos para no hacer posible desentendernos de la película de lo humano sobre la tierra? Qué es lo que siendo suyo es nuestro también. Problema, riqueza, exaltación, penuria... En dónde ponemos las fronteras...? En las identificaciones... Las quiebras de producirse serán de las personas, o de los protocolos...? En la hora de las desatenciones de lo que la humana condición reclama, qué falla las identificaciones en rangos de humanidad reconocibles y afectados,o los protocolos? En las grietas de las estructuras en las que nos tramitamos cuál es la incumbencia---? Las personas estamos preparadas, son los artificios contables los que se manejan de forma disparatada con el mundo de las personas, siendo simple herramienta de la que las personas nos hemos dotado. Algunos los quieren antepuestos.